INTERSTELLAR (Reflexión)

interstellar_new_posterNo entres dócilmente en esa noche quieta.
La vejez debería delirar y arder cuando se cierra el día;
Rabia, rabia, contra la agonía de la luz.
Dylan Thomas

La película

La película me había pasado desapercibida. Fui a ver Interstellar por descarte de otras opciones de la cartelera, y como suele ocurrir en estos casos la sorpresa durante su visionado y la sensación al acabar de verla fueron inesperadas. Considerando que la ciencia ficción es un género que me complace, tanto en el cine como a nivel de lectura (tiempo habrá para hablar de la saga de las fundaciones), la impresión causada por esta película, más allá de algún momento excesivamente pedante y algún otro demasiado Hollywoodiense, es positiva. No sé si estamos en una versión actualizada de la película 2001. Pero Interestellar se acerca a la mítica película de Kubrick.
Las anteriores películas de Christopher Nolan me habían causado bastante buena impresión, de hecho si tuviera que elegir un Batman me quedaría con el de este director, y en ésta se luce.
Además de un argumento bien conseguido, aunque en ocasiones suponga un lío monumental y no sé yo si científicamente creíble en alguno de sus aspectos, la película ofrece un aspecto visual muy bien conseguido y todo acompañado por la música de mi admirado Hans Zimmer. En cuanto a la música, se combinan muy adecuadamente pasajes frenéticos, en los momentos de acción y climax, con momentos de absoluto silencio para mostrar la inmensidad del espacio.
Quizás serían criticables varios puntos; por un lado el final, en su parte romántica chirría un poco con la película en su conjunto. Posiblemente con un final no tan bonito, desde el punto de vista individual del protagonista y su entorno más próximo, pero más coherente con el objetivo último de la trama, se hubiera conseguido un mejor resultado.

Más allá de la película

la raza humana debe viajar a una estrella fuera de nuestro Sistema Solar para proteger el futuro de la especie” … ” Una vez que nos extendamos en el espacio y establezcamos colonias, nuestro futuro debería estar a salvo” Stephen Hawking.

El argumento de la película se basa en la idea planteada no hace mucho por el físico Stephen Hawking, según la cual, y a causa del constante crecimiento de nuestra sociedad, la tierra no podrá mantener a toda su población, planteando la necesidad de establecer colonias en otras planetas, más allá lógicamente del sistema solar y de nuestra galaxia.

Se podría comentar muchos de los planteamientos que nos presenta la historia contada en Interstellar, pero me gustaría centrarme en uno de ellos. La visión de la película me ha devuelto una inquietud que siempre me ha hecho pensar bastante. La película plantea el supuesto de que como resultado de este excesivo crecimiento económico la humanidad llega a la conclusión de plantear un sistema basado en el No Crecimiento, en una sociedad basada completamente en la agricultura y totalmente dirigida, con la idea de mantener a una población que ha excedido las capacidades de la tierra para mantenerla. Aun así el destino del planeta es ya irreversible.

Es utópico pretender que vivamos en un sistema que parece que no funciona si no crece a un 3% anual. Es utópico el modelo de crecimiento ilimitado porque es imposible.” Joaquín Araújo.

La visión que nos presenta de la situación “fin del mundo” no es la típica apocalíptica de caos a nivel urbano, si no que se circunscribe a una zona rural concreta para mostrar que ésta está relacionada con la agricultura y la alimentación. Esta economía del decrecimiento provoca, en la película, un retroceso en el desarrollo, no sólo industrial si no también en cuanto a las posibilidades de adquirir conocimientos, con una educación que hasta cierto punto se basa en mitos y poco en la razón y en la que se crea una sociedad acientífica y con pocas inquietudes, una sociedad sin interés en progresar y que ya no mira a las estrellas.

A pesar de que el modelo agrícola está basado en grandes plantaciones, éstas acaban por desaparecer ya que las plagas llegan a diezmar los cultivos. Aunque la peli no lo plantea, ¿podría ésto ser causa del retroceso tecnológico? De hecho actualmente hay muchos sectores que critican los avances que se dan en la agricultura y la ganadería, en la que se menosprecian los cultivos transgénicos y reivindican una agricultura ecológica, supuestamente mejor que la actual. Se calcula que actualmente con un cuarto de hectárea se puede alimentar a una persona durante un año, hace 40 años se necesitaba media hectárea para este fin. ¿Cuál es la opción si en 2050 seremos 9000 millones de personas en la tierra?

¿Dónde nos llevará el crecimiento? ¿hacia el colapso o la tecnología y la ciencia conseguirán paliar estos problemas?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en ALIVE, Cine y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s